COMPRAR PARA REFORMAR

11.11.2020

No es casualidad que últimamente estén causando sensación los programas de reformas en televisión, y es que, sin duda, "la reforma está de moda".

Según un estudio de ANDIMAC 2020, hasta 6 de cada 10 hogares españoles se han planteado mudarse o hacer reformas en su vivienda tras la pandemia.

En esta ocasión nos vamos a centrar en la opción de comprar para reformar. Son varias las motivaciones que llevan a los compradores a decantarse por la opción de comprar una vivienda antigua con la intención de realizar una reforma integral pero las más habituales son estas:

El poder dar ese toque personal que te haga sentir realmente a gusto en tu hogar. Algo que no es tan fácil de conseguir en una vivienda nueva.

La posibilidad de adquirir la vivienda en una mejor zona a un mejor precio que la vivienda nueva. Y dotarla de unos acabados de una mejor calidad.

Recuperar la vida tranquila que tanto hemos echado en falta estos meses y adquirir una vivienda en una zona rural, pero con todas las comodidades actuales.

Puede ser que en la zona elegida ya no quede otra opción, y al tratarse de una urbanización antigua no quede terreno para la construcción nuevas viviendas.

Hay quien opta por hacer la reforma poco a poco, lo que te permite no tener que realizar una inversión inicial tan fuerte e invertir un poco más en la adquisición de una mejor vivienda.

Sea cual sea tu motivación es muy importante elegir con cautela la persona en la cual pones en sus manos tus sueños de la casa perfecta. La opción del manitas arregla todo al final sale caro... Zapatero a tus zapatos que dice la sabiduría popular. Desde Tomato ponemos a tu disposición un gran número de profesionales expertos en su oficio para que el resultado sea el mejor y evitemos sorpresas indeseadas.

Sin duda la opción de la reforma es la que más nos gusta ya que te permite recuperar el esplendor a nuestros hogares y conseguir una funcionalidad 100% actualizada a las necesidades y gustos de cada uno de nuestros clientes.

Algo que siempre recordamos a nuestros clientes es que deben estar mentalizados de que habrá momentos en los que tendrán que hacer un esfuerzo por mantener la ilusión que les ha motivado a realizar el proyecto. Las reformas son complicadas y a menudo ponen nuestra paciencia al límite, pero sin duda el esfuerzo merece la pena.