EN GUERRA CONTRA EL GOTELÉ

12.02.2021

España es sin duda el país del gotelé. Una fiebre que empezó en los años 60 y que parece tan arraigada a nuestra cultura como el jamón o salir de tapas!

Lo que queda claro es que, en la mayoría de los casos, se ha utilizado este recurso como maquillaje para ocultar los desperfectos de unos acabados deficientes en el enlucido de nuestra vivienda. Y retirarlo confiere al espacio más luminosidad y por tanto sensación de espacio. Sin embargo parece que entre los nuevos diseñadores está surgiendo una tendencia reivindicando su uso como parte de nuestra historia.

Pero nosotros, en este post os queremos comentar las opciones disponibles en el mercado para librarnos del gotelé de una vez por todas.

En primer lugar, tenemos que identificar el acabado que tenemos en la pintura de nuestra vivienda, Temple o plástica ya que esto condicionará el modo en que lo vamos a retirar.

Temple, has tenido suerte porque seguramente podrá retirarse rápidamente humedeciendo la pared y retirándolo con espátula y llana, después se corrigen las imperfecciones que seguro escondía y tendremos una superficie lisa lista para pintar.

En el caso de que nos encontremos con pintura plástica se complica un poco y en algunos casos nos obliga a sacar la artillería pesada.

  • Podremos emplear un decapante para relieves para eliminar en gran parte la gota. Posteriormente lijado y alisamos para el posterior pintado.
  • Otra opción es emplear masilla especial para pastas gruesas que cubrirá por completo la gota, serán necesarias varias capas y un lijado intenso para dejar la superficie preparada para la pintura.
  • Como tercera opción tenemos el uso de lijadoras especiales para la pared que aligeran bastante el trabajo, pero en contra tienen el inconveniente de ser las que más polvo generan.

En Tomato tenemos profesionales a tu servicio para guiarte en el apasionante de las reformas por lo que estaremos encantados de atenderte.